Páginas

martes, 24 de septiembre de 2013

Cómo se llama esta esquina





Bolsa a Padre Sierra

Esquina La Bolsa
  File:San Francisco Church and the legendary San Francisco Kapok.jpg
  En esta esquina tenía su casa la biznieta de Don Diego de Boiza, de quien dicen los cronistas era un hombre de “malos instintos” y fue encargado de la Gobernación de la Provincia de Venezuela en el año 1542).
Bolsa proviene de la descomposición del apellido de Boiza. También se dice que en esa esquina estableció un tal Barón de Corvaia, un negocio de préstamo de dinero con tal fama, que entre sus asiduos clientes estaban el propio Presidente Guzmán Blanco y los políticos.

La oficina se comenzó a llamar “Bolsa de Caracas”. Antes, desde aproximadamente 1725, se llamó esquina de Camacho, porque allí tenía sus casas don Francisco Pérez Camacho, profesor de música de la Real y Pontificia Universidad de Caracas y  allí se reunían los alumnos del citado músico colonial.
Esquina Principal 
     

Esquina Principal


 A esta esquina se le decía en los tiempos de la colonia Cárcel Real, ya que allí se encontraba una prisión para reos del estado, que fue clausurada luego que un hundimiento del suelo permitiera ver a los transeúntes caraqueños los cuerpos y huesos de algunos presos que permanecían colgados de cadenas ancladas a las paredes y techos.
Años más tarde, durante el gobierno de Cipriano Castro, se llamó Casa Amarilla, pero volvió a adquirir su nombre en 1785, cuando en ese punto de Caracas se fundó el Teatro Principal, pues allí se encontraba la sede de la Guardia Principal que defendía la ciudad de los ataques piratas.
Si viene a Caracas y, todo desorientado pregunta por esta esquina, no se confunda, porque aquí se le dice “Esquina Principal” o “Esquina del Principal”.
En los tiempos coloniales y varios siglos después a esta esquina se la tenía como una de las esquinas más elegante de Caracas, porque allí acudía la elite social a pasear luciendo sus mejores trajes, para ver y dejarse ver. Como dice el dicho popular: "tocando pito y sacando cuadros"
Era el sitio preferido de escritores, poetas y el paseo favorito de mujeres hermosas. Era muy concurrida la esquina en aquellos lejanos tiempos cuando se podía pasear sin temor alguno por Caracas, porque ni muertos ni aparecidos salían.
En esta esquina ubicada posteriormente cerca de la plaza Bolívar, un doctor de nombre Juan Pérez Aristeguieta construyó una amplia y hermosa casa, y al morir se la legó a Simón Bolívar. Luego, la venta de la casa produjo el primer ingreso en efectivo utilizado por Bolívar en la Guerra de Independencia, cuentan los cronistas.

Esquina El Conde 

aliaguero.blogspot.com
   
Esta es una esquina con presencia en la historia de Venezuela. En el principio (durante la colonia) vivían allí los condes Don Antonio Pacheco conde San Javier y Don Fernando Ignacio de Ascanio conde de La Granja. El conde de San Javier habitó allí desde el año de 1732 y el conde de La Granja,  desde 1795.
En esa casona se instaló la Junta Suprema de Caracas, conservadora de los Derechos de Fernando VII, el 20 de abril de 1810; y un año más tarde, -1.811- se congregaron en sus salones los Diputados del Primer Congreso de Venezuela.
La casa de los Condes de La Granja estaba situada en el ángulo sureste de la actual Esquina del Conde y fue por muchos años propiedad de la familia Boulton. Uno y otro conde vivían frente con frente. La casa solariega del Conde de San Javier estaba situada frente a la del Conde de La Granja. Hacia el norte estuvo situada la casa de los Condes de Tovar, cuyo título les fuera concedido el año 1771.
Relata la historia que Don Fernando Ignacio de Ascanio, Conde de La Granja, asistió el año de 1814 en unión de Manuel Marcano, ambos reconocidos realistas, al pueblo del Valle a entrevistarse con el terrible José Tomás Boves, y fueron fusilados en la calle en el sitio del rincón del Valle, por las tropas del temible guerrillero.
Su cuerpo fue enterrado el día 10 de julio del mismo año en la Catedral de Caracas, con el hábito de La Merced. Los cronistas dicen con justa razón que la “Esquina del Conde” debía llamarse en propiedad de “Los Condes”, pues vivían en el sector varios condes. En algunas crónicas añejas a esta esquina se le dice Esquina del Conde o Esquina de los Condes.


La casa del conde de la Granja fue reconstruida en 1785 y muchos años después, en tiempos del siglo XX la destruyeron y se la transformó en el Edificio de Correos. Con ello desapareció la magnífica y elegante construcción que era esa casa.  En la del Conde de San Javier, propiedad de Don Antonio Pacheco antes de su total destrucción, estuvo en “La Imprenta Nacional”, después “El Eco Venezolano” y finalmente, “El Nuevo Diario”, órgano de la dictadura gomecista.
 La figuración histórica de esta esquina se afianza con el hecho de que la casa del Conde de La Granja fue mansión de Oviedo y Baños, el autor de la primera “Historia de la Provincia de Venezuela”.
Luego fue destruida y en sus terrenos se construyó el “Pasaje del Capitolio”, que toma su nombre del teatro del mismo nombre allí situado.

        
            Esquina del Conde de La Granja /wikipedia

Conde a Principal



Entrada relacionada:
Caracas de antier: las esquinas de Caracas 
(21/11/12)



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada